Etiquetas

Federico García Lorca

La poesía no quiere adeptos, quiere amantes.

1 comentario:

  1. Coincido. No se concibe la poesía y la ausencia de pasión por ella.

    ResponderEliminar